Loading...
Menu
Helheim

Helheim

Por Niklas Göransson
Traducido por U.

Los veteranos de black metal noruego Helheim han mantenido su trío principal intacto durante 25 años. El bajista y vocalista V’gandr discute sobre escritos cúficos y runas escondidas, y del culto a la muerte nórdico y sus costumbres.

– He estudiado la espiritualidad nórdica durante toda mi vida, leer literatura relacionada y escribir letras es mi forma de ahondar en lo ancestral y filosófico. Mi música no contiene mensajes para que los demás los sigan ni nada por el estilo, es más bien un vehículo que conduzco y del cual soy pasajero. Veo a Håvamål principalmente como una guía para una conducta y morales propios. De muchas formas, la gente de hoy está demasiado ocupada con distracciones mundiales, lo que les impide adentrarse en los aspectos más espirituales de la vida.

Cuando, por recomendación, escuché el álbum de 2017 de HELHEIM, “landawarijaR”, no estaba muy seguro de qué esperar. El álbum que más me era familiar es “Av norrøn ætt” de 1997, el cual compré al confundirlos con la banda HELHEIM de Sarpsborg. Mientras que han habido varias evoluciones musicales, han retenido muchas características que los distinguen tales como instrumentaciones no-metal y vocales limpias. Es, reconociblemente, la misma banda, pese a los 20 años entre ambos álbums – esto se podría atribuir a la bastante impresionante hazaña de haber mantenido el trío y núcleo de la banda desde 1992. Lo que es igualmente notable es que el álbum número 7, 25 años dentro de sus carreras, ha sido nombrado su mejor obra tanto por los críticos como por sus fans.

– Esto también nos tomó por sorpresa. Aunque estamos de acuerdo con los críticos, solimos ir a ciegas en nuestras emociones alrededor de un álbum. Ha pasado un tiempo así que no pienso mucho sobre “landawarijaR” en la actualidad, pero poco después de su lanzamiento nos vimos placenteramente sorprendidos por cómo fue aclamado por la gente – no esperaba eso. En retrospectiva, claro que estamos orgullosos de el álbum, pero ahora estamos totalmente enfocados en nuestro próximo lanzamiento; entraremos al estudio en este verano.

¿Será un nuevo álbum de larga duración?

– Sí, una especie de álbum conceptual en el que tratamos con diferentes condiciones del clima de Noruega, especialmente los que ocurren durante el otoño y el invierno, bien entrelazado con elementos Nórdicos. Además, todo está escrito en ljodahattrm – una forma escáldica de escribir poéticamente, definitivamente mis letras más elaboradas hasta el momento. El álbum se llamará “Rignir” y todos los títulos serán nombres nórdicos singulares vinculados a los fenómenos climáticos varios. Musicalmente, hemos tomado un paso hacia nuvos territorios y, como siempre, supongo que la gente se sorprenderá positiva o negativamente.

Algo que se me ocurrió mientras me preparaba para esta entrevista es el hecho de que los conceptos y temáticas paganas en el black metal noruego de los 90’s era mucho más prevalente en Bergen que en las escenas locales de las áreas metropolitanas como Oslo, las cuales se interesaban más por lo satánico.

– Bueno, obviamente no puedo hablar por todos pero tuve dos razones al haber escogido lo pagano. Una fue BATHORY. Y la otra, quizás más importante, fue porque personalmente sentía que el black metal satánico y demoníaco debía estar cimentado en los sistemas de creencia personales de la gente, y ni yo ni mis compañeros de banda teníamos tales inclinaciones. Todos estábamos fascinados por lo nórdico, así que este concepto se desarrolló naturalmente. A medida que una persona crece, también lo hace su mente, y HELHEIM es una entidad que se desarrolla así mismo. Supongo que es bastante evidente. Lo nórdico es mi camino, pero reconozco otras visiones también. Es fácil meterse dentro de debates teológicos, pero ese es un camino con el que tengo absoluto cuidado – yo no me veo como una persona religiosa del todo. Más bien, veo la cosmología nórdica y sus runas como una filosofía más que nada. Dicho eso, absolutamente detesto la mierda moderna pseudo-intelectual alrededor de la mitología nórdica.

Hubo algo de conmoción aquí en Suecia en Octubre de 2017 cuando el Departamento de Arqueología e Historia Antigua en la Universidad de Uppsala anunció el descubrimiento de la palabra “Allah” inscrita en una fábrica funeraria vikinga del siglo X. Claro, esta sensacional revelación inmediatamente llegó a todos los titulares en los mayores medios a lo largo del globo. “El descubrimiento inesperado”, declaró el mayor tabloide de Suecia, Aftonbladet, “los vikingos oraban a Allah: “como una plegaria”. “¿Los vikingos eran musulmanes?” preguntó el diario británico Metro. La investigadora que identificó estas impresionantes inscripciones cúficas, Annika Larsson, explicó cómo este hecho cimentó su convicción que hasta entonces no había sido probada que consistía en que los arcaicos antiguos navegantes escandinavos no sólo se llevaron consigo valores culturales sino incluso residentes del mundo islámico. Ella, luego fue tan lejos como hasta sugerir nociones de la vida después de la muerte, “la idea de una vida eterna en el paraíso después de la muerte”, eran “presumiblemente” inspiradas por el Corán. Después de más o menos una semana, cuando los expertos mentalmente sanos reseñaron su evidencia, el interés por los medios cesó. Algunos escépticos notaron cómo estas conclusiones, que en la prensa de la universidad fueron presentadas como revisado por pares, eran en realidad “resultados preliminares” – es decir, encuentros reportados por ella misma. Stephennie Mulder, profesora de arte islámico medieval y arqueología en la Universidad de Texas en Austin, señaló cómo las letras cúficas que Annika Larsson declaró haber encontrado fueron ideadas 400 años después del manto funerario. Esto nos lleva a su metodología de identificación, que al ser examinada de cerca, deja un poco que desear – especialmente dado que se dio a conocer que empleó acercamientos de investigación “más allá de la teoría predominante”. Para formar la palabra en el patrón decorativo del listón, primero cortó, dio vuelta, y recombinó dos elementos geométricos separados… Luego sostuvo su trapo parchado frente al espejo y lo leyó invertido. Voilà: Allah, en toda su gloria. O, “Illah” para ser precisos – una palabra sin sentido en árabe pero fue suficiente para la Universidad de Uppsala. “Las inscripciones en los listones son como mensajes secretos”, explicó la Señora Larsson cuando se le cuestionó, “los patrones en los listones son como un rompecabezas o jeroglíficos para leer”. Sin inmutarse pro el hecho de que no hay una precedente por nada remotamente similar en ningún tipo de arte islámico conocido, ella en lugar de ello referenció a algunos musulmanes con los que conversó socialmente. Sobra decir que, este último desarrollo fue casi enteramente ignorado en los medios domésticos. Tengo curiosidad por si esto también pasa en Noruega.

– No hasta donde yo sé pero realmente no le presto atención a esas mierdas, sólo me logra frustrar. Podrías decir que en lugar de alejar la mirada, debería dirigirme al “problema” directamente pero escojo la primera opción; simplemente no tengo ni el tiempo ni el interés en preocuparme por esta gente o sus declaraciones ignorantes. Los humanos tienen agendas, ocultas o transparentes, y esto es algo de lo que no podemos escapar. Yo personalmente siempre intento ser transparente, como Odín me enseñó.

V’gandr – foto: ChamO (shootmeagain.com)

 

El volante promocional de “landawarijaR” declara que HELHEIM enfatizan “la importancia, el misterio, y la maravilla siempre-cambiante” de las runas.

– Para mí, las runas están más allá del tiempo – símbolos de guianza pero también un misterio. Son del colectivo, pero también para el individuo, una runa tiene poder en las formas que se lo permitas. Este poder tiene un valor simbólico significativo, pero también sirve como una guía. Las runas no son sólo letras o números a los que les atribuyes verdades explícitas; no les pido sabiduría, leo sobre ellas y entonces llega la sabiduría. Puede ser difícil entender a qué me refiero pero esa es mi forma de verlo.

En mi conversación con Ludvig Swärd de FORNDOM en Bardo Methodology #1, él argumentó que no hay evidencia de quelas runas hayan tenido una importancia central más allá de la escritura y, por lo tanto, considerarlas como parte de la religión nórdica antigua es una teoría sin fundamentos. La percepción a la que él principalmente se opone es la noción de que las runas singulares hayan sido usadas como símbolos mágicos, citando una carencia de ejemplos arqueológicos. Ludvig también notó que las runas están basadas en el alfabeto latín, es poco probable que hayan caído de la corona de Yggdrasil.

– Bueno, Ludvig está en todo su derecho de creer lo que quiera, pero está completamente equivocado. Hay muchos escritos, tanto científicos como históricos, que contradicen tales presunciones. Mira lso Eddas, por ejemplo – hay pasajes que describen la talla de runas sobre la cama de un niño enfermo para ayudarle a curar. Además, las runas son mucho más antiguas, así que decir que están basadas en el alfabeto latín es otra falacia. Las runas pre-nórdicas se encontraron mucho antes que cualquier interacción con los originadores del alfabeto moderno. Esta lengua antigua también incluye sonidos como la “R” en landawarijaR – es un fonema que es una mezcla entre una R y una Z, una costumbre lingüística que “murió” a medida que nuestro lenguaje se fragmentó crecientemente. Podría seguir con esto, pero prefiero no hacerlo.

Eso sería una lástima, justo se estaba poniendo interesante. Ludvig también mencionó que las runas siguieron siendo utilizadas en tiempos cristianos – por ejemplo, sabemos que los entierros paganos fueron prohibidos por la ley, al igual que muchas otras costumbres locales conectadas a la religión. El argumento aquí es que si las runas tuvieran alguna clase de importancia espiritual, seguramente habrían sido prohibidas por la iglesia.

– Eso también carece de lógica. Primero que nada, era un lenguaje oral y la mayoría de personas no tenían idea de cómo escribirlo en rúnico. Los que lo hacían, usualmente tallaban lønnrunes (runas en código), tanto para para alardear como para esconder su verdadero significado escrito. Otro factor es cómo la iglesia siempre intentó atraer a la población a su lado, y la prohibición total nunca es una forma inteligente de hacer algo así. Para mantener a la gente en su lugar les quitas las cosas más importantes que están en el camino de algo nuevo, pero al mismo tiempo, también les “das” algo. Esto incluye que ciertos rituales permanezcan, pero re-escribiendo su significado para que encaje con la mentalidad cristiana. No digo que mantener las runas más o menos intactas fuera un “regalo” de los cristianos, pero estoy hablando en términos generales.

 

Leí que el álbum de HELHEIM de 2006, “The Journeys And The Experiences of Death”, gira alrededor de los temas de los cultos a la muerte nórdicos y sus prácticas asociadas. Recientemente tuve una conversación similar con Ciarán Ó Críodáin de COSCRADH, el cual habló a gran detalle sobre las prácticas de sacrificio celtas, así que sería interesante tener una perspectiva nórdica. Mientras que los monarcas irlandeses que fallaron de alguna forma eran ejecutados ritualmente por una variedad de métodos muy ingeniosos, los reyes y jefes escandinavos antiguos eran desechados principalmente por colgamientos. Al igual que con las costumbras galas, la mayoría de lo conocido ha sido reunido a través de los descubrimientos arqueológicos. Aunque no hay forma de estar seguro, muchos escolares creen que esas ofrendas fueron ritos de paso volutnarios – que el regente debía enfrentarse a la cuerta por voluntad propia, por el bien de su gente y por recompensas de sabiduría en el otro lado.

– Es una decisión tan abnegada que la tienes que admirar, es uno de los muchos ejemplos que ilustran la importancia de la familia y la tribu que se tenían en esa época. La idea del concepto del álbum me llegó cuando estudiaba la religión nórdica antigua en la universidad – leí un libro por un autor cuyo nombre no recuerdo ahora. Esto fue hace casi 17 años así que desafortunadamente perdí el libro y no recuerdo mucho más allá de lo que escribí en las letras. Lo que me sorprendió fue lo mucho que veneraban a los muertos; también fue interesante leer cómo creían que los muertos tenían cierta influencia sobre los vivos, como la trasferencia de poderes negativos que podía hacerle daño a estos últimos.

En la sociedad escandinava, se creía que el recuerdo post-mortem de la familia y amigos determinaba la calidad de la vida después de la muerte – las almas eran inmortales siempre y cuando siguieran siendo recordadas en la memoria terrenal. Por lo tanto, era tradición el solemne deber de mantener vivos los recuerdos de los ancestros y sus acciones, mientras los vivos llevan una existencia inspiradora para inspirar a sus descendientes a mantener el ciclo y devolver el favor. Se decía que los guerreros caídos entraban al Valhalla, para luchar y festejar siempre y cuando quedase alguien en la vida mortal que honrara a los parientes que se arriesgaron para defender a los de su misma sangre. En el otro lado del espectro, aquellos que eran recordados en desgracia, se creía que iban hacia Nastrand: la playa de cadáveres. Las costas funerarias eran reservadas para los elementos más viles de la sociedad – los criminales, los mentirosos, los traidores, y los rompe-promesas. Tengo curiosidad por si V’gandr cree que lo que hacemos durante nuestra mortalidad tiene alguna influencia en lo que sea que sigue después, y si esto es algo que tiene en mente en su conducta personal.

– Si creyese que la vida tiene algún impacto en la “vida después de la muerte”, me definiría como religioso en una manera muy profunda – así que la respuesta es no. Yo llevo mi existencia de acuerdo a lo que considero fructífero para mí y los de mi clase. Los principios morales son tanto individuales como un vínculo para ciertos códigos definidos por la sociedad, pero para mí es importante ser rebelde y oportunista también como seguir la ética humana básica. Yo lo veo como una dualidad de la vida: luz y oscuridad, sol y luna, amor y odio… Ya me entiendes. La diversidad es una virtud y una de las muchas facetas que nos hacen humanos. Esta también esta vinculado al crecimiento humano y la habilidad de desarrollar la metacognición. Håvamål, que está lleno de sabiduría y guianzas morales, enseña que tu recuerdo se queda atrás cuando mueres, y en muchas maneras, sólo depende de ti definir ese recuerdo.