Loading...
Menu
Götz Kühnemund

Götz Kühnemund

Por Niklas Göransson
Traducido por Ulises Lombana

Götz Kühnemund, fundamentalista del heavy metal y una figura clave en la prensa del metal alemán por más de tres décadas, habla de la obsesión que lo llevó en un viaje lejos del mainstream, directo hacia el underground.

– Tenía once años cuando vi mi primer concierto. Mi padre me llevó a ver la banda de pop SMOKIE y perdí el control de tal manera que mis padres dijeron, “El niño está perdiendo la cabeza, ¡ya no puede ir a conciertos!, así que dejaron de llevarme. Eso quiso decir que no pude ver a Bon Scott cuando AC/DC fueron apoyados por JUDAS PRIEST a fines del 1979 y comienzos del 1980, poco antes de morir. Bon Scott era mi mayor héroe, así que le dije a mis padres, “He tenido suficiente, ¡si ya no puedo ir a conciertos, dejaré de ir a la escuela! Así que, hicimos un trato y me dijeron, “Quizás te llevaremos a un concierto cada dos meses”. Aunque por lo menos pude presenciar a KISS y IRON MAIDEN en el 1980, aún habían muchas más bandas que también quería ver.

Götz creció en las áreas rurales de lo que en ese entonces era Alemania Occidental. Dortmund, una ciudad cercana, ofrecía buenos conciertos, pero estaba a 40 kilómetros de distancia – demasiado lejos para viajar por su cuenta. En 1982, buscando resolver sus aflicciones de transporte, Götz fundó un club de fans llamado Metal Maniacs Germany.

– Buscaba a alguien con una licencia de conducir que me pudiese llevar a conciertos cuando mis padres no querían. No se suponía que nadie supiera que el supuesto presidente del club sólo tenía 16, así que pretendía parecer mayor. Teníamos unos 200 miembros – desde Tom Angelripper (SODOM) y Mille (Petrozza, KREATOR), hasta la gente que comenzó con las disqueras de Alemania. Tú probablemente reconocerías unos 100 de esos 200 nombres, era un club de fans genial. Pero desafortunadamente no nos podíamos reunir dado que todos vivían en distintas partes de Alemania, así que pensé que la idea apestaba y decidí convertirlo en una revista.

Metal Maniacs Germany #1 llegó a las estanterías de las tiendas de música al mismo tiempo que otras dos publicaciones similares – Rock Hard y Shock Power. Los tres editores entraron en contacto, y después de conocerse, decidieron unirse.

– Después de hacer dos ediciones de Metal Maniacs Germany, esta se fusionó con las otras para finalmente convertirse en Rock Hard. Comenzamos la revista con 1000 copias, unos 6 o 7 años después habíamos superado las 10,000 copias, y unos 3 años más tarde, llegamos a las 30,000. Todo iba muy bien, pero en ese entonces me ganaba el pan con Metal Hammer.

Así que a pesar de ser uno de los fundadores de Rock Hard, ¿trabajabas para la competencia Metal Hammer?

– Sí. Cuando me preguntaron, fue por Rock Hard – ellos sabían que era una revista bastante popular así que me invitaron a unirme. Todos odiaban a Metal Hammer, era el gran enemigo comercial, pero tenía un amigo que trabajaba con ellos y me dijo, “Si te unes a Metal Hammer, podemos crear una sección underground en la revista”. La sección se llamaba Overkill, y me pidieron que la editara, así que acepté. Estaba buscando un trabajo de todos modos y no sabía qué hacer. Tenía 18 o 19 en ese entonces y la paga fue suficiente para mudarme del campo y rentar un piso en Dortmund. Vivir en una gran ciudad y poder ir a conciertos fue una situación decente por 3 años – pero al mismo tiempo, disfrutaba mucho más trabajar con Rock Hard. Creció bastante rápido y cuando llegamos a las 30,ooo copias, renuncié a Metal Hammer y me dediqué a Rock Hard por 25 años.

 

He escuchado que Rock Hard en su ápice de popularidad seguía siendo propiedad del trío de fundadores originales. Es difícil encontrar ejemplos con los cuales comparar tal logro, teniendo en cuenta que las grandes agencias de prensa suelen usurpar todo.

– Es verdad, las 3 personas que lo empezaron… todos siguen en ello excepto por mí, todo sigue igual. Siempre rechazábamos a los grandes distribuidores que querían comprar la revista, hablábamos con ellos y escuchábamos sus ofertas, pero nuestra respuesta siempre era un no. Rock Hard permaneció siendo una revista de fans durante toda su existencia. La edición que mejor vendió fue la que tenía a Peter Steele (TYPE O NEGATIVE, CARNIVORE) en la portada, la cual vendió 72,000 copias.

Si mal no recuerdo, hay una historia interesante detrás de esa portada.

Peter Steele me envió el demo de CARNIVORE cuando fue lanzado, así que yo era un fan desde el día 1. Cuando fui a New York por primera vez en mi vida, llamé a todas las personas que pude en busca de organizar entrevistas – incluyendo a Peter. En ese entonces, 1985, el primer álbum había sido lanzado recientemente y Peter se había rapado la cabeza y se había convertido en skinhead, pero yo no sabía eso. Había un concierto de CARNIVORE en el L’Amour East, una de las salas de conciertos más populares en New York en esa época…

¿No es ese el lugar mencionado en “Unsuccessfully Coping with the Natural Beauty of Infidelity?

– Sí, exacto, ese es. Estaba en un muy mal vecindario – nos dijeron que sólo podíamos llegar en taxi. “No camines hasta ahí”, me dijeron, “es muy peligroso”, así que se sintió extraño ir al lugar en primer lugar. Cuando llegamos, me sorprendió descubrir que alrededor del 70% del público eran skinheads racistas. El resto tenían el pelo largo, incluyéndome – tenía el pelo largo en ese entonces – así que no me sentía en casa, por decirlo así. La atmósfera se sentía muy peligrosa, todos hacían el saludo de brazo nazi y eso me dio una sensación muy rara. Había llamado a Peter con antelación, así que teníamos una entrevista programada después del concierto. Cuando nos conocimos, mencioné que la audiencia me pareció bastante extraña y le dije que siempre pensé que todo en el primer álbum sólo eran chistes y sarcasmo. Le pregunté al respecto y me dijo algunas cosas bastante derechistas. Por ejemplo, dijo que apoyaría cualquier grupo de derecha que existiese. Esa fue una de las frases que usó en esa entrevista.

Tras volver a Alemania, Götz escribió una historia en Metal Hammer basada en esa entrevista.

– Sabes cuál es mi postura política, ¿cierto? Sabes que soy de izquierda. Ya no soy tan difícil como antes, soy más tolerante en la actualidad. Escribí el artículo tal cual como él lo dijo – luego el segundo álbum fue lanzado y TYPE O NEGATIVE comenzó. Cuando vinieron a Europa por primera vez, la división alemana de antifa usó mi artículo para cancelar algunos conciertos – yo pensé que eso era una situación de mierda. Seguía siendo un fan de CARNIVORE y quería verlos a ellos y a TYPE O NEGATIVE, así que no pensé que usar mi artículo para vetar los conciertos. En fin, la mayoría de fechas fueron canceladas. Luego fue lanzado el segundo álbum de TYPE O NEGATIVE y la compañía de discos me contactó y me dijeron, “Peter quiere reunirse contigo y hablar sobre esa entrevista. Está en Alemania y está dispuesto a ir a tu oficina, si tú estás de a cuerdo.”

Consecuentemente, Steele junto al tecladista Josh Silver hicieron su aparición. Götz se preparó y buscó en su archivo la cinta que tenía la entrevista en cuestión.

– Lo primero que hice fue reproducir lo que tenía en la cinta. Luego dije, “Peter, aún soy un fan de la banda y podemos hablar de lo que sea – siempre y cuando seas honesto y no me mientas”. Así que, empezamos la entrevista y me explicó que estaba trabajando como un limpiador de parques en New York en ese entonces, dijo que los inmigrantes sólo causaban problemas y que en ese entonces odiaba a todas las otras razas. Pero, al haber visitado Europa, Peter dijo que se había dado cuenta que las cosas eran distintas en Europa y ahora podía entender por qué algunos de sus comentarios me ofendieron. Luego fui a mear. Mi escritorio estaba lleno de latas de cerveza y cenizeros y demás, y entre todo eso estaba la máquina grabadora que olvidé apagar. Fui al baño, volví y noté que la cinta seguía corriendo. No lo mencioné pero fingí encenderla y continué con la entrevista.

¿Qué dijeron mientras estuviste ausente?

Josh le dijo a Peter, “¿Deberíamos ser honestos, o un poco más”…. cuál es la palabra… “…diplomáticos?”. Y Peter dijo, “creo que es un tipo honesto y que genuinamente le gusta la banda – digamos la verdad. A la mierda, seamos honestos. No podremos hacer nada si miente, pero confío en él”. Escuchar esto mientras escribía la historia me hizo confiar en él y por lo tanto, creí todo lo que me dijo. El artículo resultó siendo una larga historia en Rock Hard, la edición que más copias vendió que mencioné. Pusimos a Peter en la portada y todo cambió; la banda se hizo popular, los antifa se hicieron sus amigos y todo estaba bien. Repentinamente ya no había más problemas y cada vez que volvía a Alemania, siempre nos reuníamos y nos hicimos muy buenos amigos. Él era un tipo genial con un gran sentido del humor.

 

La primera vez que escuché de Götz, su nombre estaba íntimamente conectado con la marca Rock Hard. En 2013, tras 2 décadas y media, se separó de la revista.

– Creo que la culpa es de THE DEVIL’S BLOOD. Después de escuchar el demo, me volví un fan instantáneo y me enganché por completo. Para mí, los únicos que los superan son IRON MAIDEN – la banda que cambió mi vida y que probablemente es responsable por que tú y yo estemos hablando. Sin MAIDEN no habría nada, creo, al menos no en Alemania. THE DEVIL’S BLOOD tuvieron el mismo impacto en mí y fui a cada concierto que pude. Me sentía como un niño otra vez, y en cuanto a Selim… algo que él me enseñó fue que debes hacer las cosas fanáticamente y sin compromisos, o simplemente no hacerlas.

THE DEVIL’S BLOOD estaban programados para tocar en el Rock Hard Festival en 2012. Poco antes de que el espectáculo tomara lugar, una controversia rodeó a Selim Lemouchi – el ahora fallecido guitarrista y fundador – le dio su merecido a un irritante cretino que interrumpió su presentación en el festival Bang Your Head.

– Me puse de su lado y muchos me preguntaron – “¿Cómo puedes ponerte del lado de Selim, quien atacó a su propio fan? ¡No puedes apoyar a alguien así!”, y yo dije “Yo estuve en ese concierto, yo vi lo que sucedió y si Selim no lo hubiese hecho, lo habría hecho yo”. Estuve en situaciones similares en otros conciertos de THE DEVIL’S BLOOD así que no había manera de que defendiese al tipo al que le dieron una paliza… y yo lo conozco, por cierto, es un buscapleitos y ciertamente no es mi amigo. Así que me puse del lado de THE DEVIL’S BLOOD y eso causó un gran problema. Recibimos montones de cartas, muchas de apoyo, claro, no todo fue negativo, pero este asunto dividió a la revista. En realidad, la banda no era lo suficientemente popular para liderar el festival, pero una banda así no puede tocar a plena luz del día, así que los pusimos en el escenario nocturno. Alrededor de 2000 personas abandonaron el festival cuando ellos empezaron a tocar, ¡jaja! Pero quienes se quedaron fueron absolutamente salvajes.

Mientras que Götz re-vivía su nostalgia juvenil, había otros en el staff editorial de Rock Hard con hijos y familias que deseaban tener vidas normales.

– Y luego estábamos los de la pandilla THE DEVIL’S BLOOD… unas 7 u 8 personas que eran como yo y seguían a la banda a todas partes. Íbamos a festivales a divertirnos y a hablar sobre metal y todo era igual que como en el comienzo. Pero cuando hay dos equipos separados bajo el mismo techo, sabes que tarde o temprano las cosas se pondrán difíciles – comenzamos a tener problemas en la familia. A algunos no les importaba si poníamos a WATAIN o a METALLICA en la portada – para ellos, daba igual. Otros peleaban con uñas y dientes por incluir sus bandas favoritas – que es como debe hacerse esto, creo. La cosa simplemente ya no funcionaba, básicamente.

Los primeros en retirarse fueron Götz junto a otros 2, y en ese punto, los evacuados no estaban seguros de poder comenzar un nuevo proyecto desde cero.

– Después, 11 personas más se retiraron junto a nosotros, incluyendo a Fenriz… así que con nuestro equipo de 14 personas, la única opción razonable era fundar una nueva revista. Teníamos mucho apoyo de los lectores – alrededor de 1000 personas se suscribieron a la publicación antes de que siquiera existiese, y cuando la primera edición salió a la luz en… Party San Festival hace 4 años, creo, ya teníamos alrededor de 2000 suscriptores. Vendí mi parte de Rock Hard y el dinero que recibí me ayudó a comenzar con Deaf Forever.

Hablé con un amigo alemán el cual mencionó que en gran parte, la división fue causada por el viejo personal de Rock Hard, quienes creían que el metal debería ser música que cualquiera pueda disfrutar, mientras que para Götz y sus cohortes – aquellos que se retiraron – el metal debería ser algo especial y lejano a la aceptación pública.

– Es verdad, y ese fue uno de los problemas que tuvimos. En parte, es mi culpa personal; hice un programa de TV en Alemania a fines de los 80’s, yo era un video… un VJ para un show de televisión, pero al mismo tiempo, sabía que los vídeos musicales estaban matando el espíritu del metal, estaba difundiendo lo que amo a las masas. El metal no pertenece ahí. Hice eso por unos 2 o 3 años y eso ayudó bastante a Rock hard, y a mí personalmente también, incluso recibí varias ofertas para volver a la televisión, pero siempre las rechacé. No creo que deberían haber vídeos de metal en la televisión mainstream – no quiero ver a VENOM en las noticias, quiero escuchar de ellos a través de volantes en un concierto. No quiero que la gente de Wacken se mezcle con nosotros.

 

Götz añade que todo esto quizás suene algo arrogante, y que por el bien de la transparencia, debería mencionar que él hizo parte de la audiencia de Wacken hace unos 20 años.

– Solíamos presentar el festival con Rock Hard en ese entonces. Pero sí… algunos de nosotros despertamos y nos dimos cuenta que todo no es sólo juegos y diversión; es sobre ser serio y genuinamente amar lo que haces, hacer sacrificios por lo que amas… algo que cada fan de metal ha hecho en su vida, ya sea una novia que no entiende la música, un trabajo del que hayas tenido que renunciar, o lo que sea. Todos han hecho sacrificios por lo que aman, si realmente lo aman. Luego apareció Selim, sabes, y él lo puso todo en el mapa. Yo ya no podía tener lo mejor de dos mundos, simplemente no funcionaba. Tenía que escoger un bando – este o el otro.

La pregunta, entonces, sería dónde dibujar la línea entre la rebelión y el crimen. ¿Cómo puede ser el metal adversarial, violento, y espeluznante por un lado – mientras que simultáneamente atrae a suficientes personas como para vender una publicación impresa?

– Interesante pregunta, de hecho me formulo el mismo dilema todos los días. Yo pienso que cuando tienes la mezcla correcta de personas en un festival genial como…. digamos, Chaos Descends o Keep It True, lugares como esos, no tienes que hacer la pregunta, pues todos saben lo que están haciendo. No hay idiotas, así que no tienes que explicarle a nadie qué esperar de cada banda – no hay necesidad de clarificar nada. El problema aparece cuando personas como tú o yo van a festivales como Wacken o Summerbreeze; a veces nos ponemos agresivos al ver a las estúpidas audiencias y nos damos cuenta de que no entienden nada. Sabes, yo vi a VENOM en Summerbreeze hace unos años y sentí que era como lanzar perlas a los cerdos. Simplemente no tiene sentido. Quería largarme de ahí, o darle una paliza a la gente de la audiencia porque simplemente no lo entendían. Y lo arruinan para los que sí lo entendemos. Pero al mismo tiempo, es su problema. Si tuviese 15 años, probablemente me divertiría en Wacken; sería genial ir y emborracharme con mis amigos, quizás incluso tener sexo con alguien… Probablemente lo disfrutaría, siendo un niño, así que pienso que es un mundo de niños – que hagan lo que quieran, pero no tiene nada que ver con nosotros. Nada.

Me da la impresión que Götz tiene una relación algo conflictiva con su posición como una figura clave de la prensa alemana del metal. Por ejemplo, él detesta ser llamado “periodista”, pues considera tener mucha más afinidad con el fan promedio, que con un escritor profesional de música.

– Ese es otro problema que tuvimos en Rock Hard. Siempre he odiado la palabra “periodista”, es decir – ¡no soy un periodista! No hago esto porque quiero ser objetivo sobre álbums o lo que sea. Si fuese el caso, podríamos vender historias. Somos la única revista en Europa que no vende nada. No puedes comprar un póster, no puedes comprar una portada, no puedes comprar un artículo; nada. Y creo que todas las demás revistas – y no me refiero a las revistas de fans – venden algo, de una forma u otra. Y si fuese un periodista, podría hacer eso. Es decir, ¿por qué no? Pero no lo soy, yo soy un fan.

Es interesante observar como la prensa del metal en Inglaterra parece estar teniendo un momento difícil, mientras que el mercado Alemán sigue creciendo. Götz cree que las publicaciones angloparlantes son las peores cuando se trata de planeación de contenido incentivo, algo que ha afectado a toda la escena.

– Venden todo. No puedes tener una reseña en Inglaterra si no la compras, ni hablar de una historia o lo que sea. El mercado inglés es totalmente corrupto y siempre lo ha sido, y eso ha cambiado a los fans también. Como máximo, podrías encontrar unas 2000 personas allí que leerían una publicación underground como Iron Fist o Zero Tolerance. Podrías encontrar un par de personas que saben de esto, pero no en una gran escala – principalmente son gente a la que le gusta NIGHTWISH y todas las bandas inglesas de fama artificial. Esto también sucedía en los 80’s, no es algo nuevo; recuerdo que hubo muchas bandas inglesas que no significaban nada fuera de Inglaterra. En Inglaterra, esas bandas eran tratadas como si fuesen el nuevo MAIDEN o el nuevo VENOM… ya sabes de que estoy hablando. Creo que el mercado inglés está arruinado por eso, la gente piensa de forma distinta. En Alemania, hay más personas que entienden cómo funciona el negocio, personas a las que de verdad les importa el metal, personas que aún pagan por sus vinilos, y que siguen a sus bandas favoritas.

¿Cómo crees que ha afectado el internet a los medios del metal?

– ¿Quizás el internet lo mejoró un poco? Cuando empecé con Metal Hammer, eran el enemigo – una gran revista comercial que era manejada por gente que no sabía una mierda sobre el metal, o sobre la música en general. Salvo por 2 o 3 compañeros, nadie sabía nada. Los que empezaron con Metal Hammer se han ido. Todos se fueron porque ya no hay dinero en ese negocio. Con todas las otras revistas, había tantos idiotas con los que tenía que trabajar. Claro, siempre han estado las revistas de fans – las buenas personas del underground. Ahora hay más editores que trabajan por su cuenta porque el costo es más bajo y puedes hacer una revista de fans en internet sin perder mucho dinero o arriesgar perder tu fortuna, así que supongo que es un poco mejor hoy en día.

Me gustaría saber qué es lo que Götz considera como su fuerte principal como un escritor de música. Es decir – ¿sería su extenso conocimiento sobre el metal, sus habilidades lingüísticas, o quizás la forma en que conduce sus entrevistas?

– Definitivamente hay mejores escritores que yo en Deaf Forever, tenemos un par que son realmente excelentes. El mejor es Manuel Trummer – el guitarrista de ATLANTEAN KODEX, no diría que soy tan bueno como él. Mi ventaja es que he estado en esto por tanto tiempo, que conozco a todos y puedo hablar con todos. No hay ninguna diferencia para mí si hablo contigo o con Steve Harris (IRON MAIDEN). Puedo preguntar cosas que otros no se atreverían, y algunos músicos no responderían tales preguntas viniendo de alguien que no conocen. Diría que ese es mi fuerte. Además, sigo siendo un fan; la música es lo más importante en mi vida. Cuando me levanto por las mañanas, lo primero que hago es poner un álbum. Cuando me voy a la cama, lo último que hago es apagar un álbum. Mi novia está tan loca como yo, ella también es una metalera empedernida, así que toda mi existencia gira en torno al metal. Esa sería mi cualidad, por así decirlo.

Estaba leyendo una versión traducida de tu página de Wikipedia en alemán – ¿es verdad que tuviste una pelea física con Tom Araya de SLAYER?

– Casi, Jeff Hanneman nos detuvo. El problema fue que alguien más de Rock Hard había hecho una entrevista con SLAYER sobre Pinochet, el dictador chileno, y Tom Araya dijo cosas muy estúpidas. El tipo que corregía la revista insertó muchos comentarios sobre lo que Tom había dicho, y cuando la revista fue lanzada, por supuesto que Tom Araya escuchó sobre esos comentarios porque la gente le contó al respecto. Así que llamó a la oficina y dijo, “Esto es pura mierda, el tipo que me entrevistó nunca me dijo nada y ahora imprimen una historia llena de comentarios que me hacen ver estúpido – quiero hablar con Götz.

Götz y Araya se conocían de tiempo atrás, así que en la próxima visita de SLAYER a Alemania tuvieron una charla.

– Yo dije, “Yo no fui quien puso esos comentarios pero estoy de acuerdo con algunos. Como editor a cargo, soy responsable, así que nos podemos sentar y discutirlo ahora si quieres resolver el problema”. Así que hablamos, al principio fue bastante amigable, pero poco a poco la tensión aumentó… no a causa de los comentarios, sino porque cuestioné su inteligencia. Eso es lo peor que le podrías hacer a Tom Araya, él cree que es la persona más inteligente en el planeta, y si le dices que no lo es, se enoja bastante. Agarró una botella de Coca Cola y quería atacarme con ella, pero Jeff lo agarró del brazo y le dijo “Que no te importe una mierda, ¡sólo es un estúpido periodista alemán! ¿Cómo puedes ser tan impulsivo?” Y luego Tom se sentó y nos gritamos mútuamente, pero al menos nadie salió herido.

¿Has tenido muchas de estas disputas?

– Con casi todas las bandas grandes, para ser honesto. Algunas historias son mejores que otras, pero Joey DeMaio estaba bastante enojado. La cosa es que sólo puedes criticar a la gente si eres su fan en primar lugar. ¿Te imaginas acercarte a Lemmy y decirle, “¡No me importa tu música pero creo que eres un idiota!”, él se daría la vuelta y se reiría mientras se aleja, porque simplemente no tendría sentido… si no eres un fan, no hay nada en esa frase. Pero si eres un fan de corazón y te sientes engañado, como me sentí con MANOWAR hace 20 años cuando la banda se hizo demasiado ridícula y todo eran mentiras. Grabaron un álbum con una batería computarizada pero no lo admitían, y fragmentos de sus conciertos no eran en vivo – cosa que todos sabían pero Joey se rehúsaba a admitirlo – junto a varias cosas más.

Este intercambio resultó ser un asunto algo incómodo cuando el colorido bajista de MANOWAR se rehusó a responder más preguntas. En lugar de ello, repitió incesantemente que moriría por el metal y demandó el mismo juramento de Götz.

Joey estaba bastante irritado, sí. Glenn Tipton (JUDAS PRIEST) quiso golpearme en una ocasión… Sólo dije que debieron decirle a Ripper Owens que cantase como lo hace en “Jugulator”, y que no lo hicieran sonar como Phil Anselmo. Ripper Owens puede llegar a todas las notas altas, pero no se supone que suene como Phil Anselmo. También mencioné que Rob Halford acababa de lanzar un álbum, “Resurrection”, el cual cada fan de JUDAS PRIEST ama, ¿así que por qué no podía hacerlo? En fin, Glenn derramó una copa de vino tinto sobre mi cabeza e intentó atacarme, pero su manager lo detuvo. Algunas personas disfrutan de te tener una discusión y aprecian hablar sobre cosas difíciles – como tú y yo, creo, nos gustaría ser atacados porque entonces tendríamos una buena discusión, lo cual sería más interesante que alguien que sólo coincide contigo y te alaba. Al mismo tiempo, muchas personas no tienen tanta confianza y no disfrutan de las discusiones y no tienen una respuesta para ello. Lemmy siempre fue genial, claro.

 

Después del fallecimiento del ícono Bon Scott, el líder de MOTÖRHEAD Lemmy Kilmister tomó su lugar. Representando a Metal Hammer, Götz tuvo la oportunidad de entrevistarlo a la tierna edad de 18.

– Me advirtieron, “¡Será mejor que hayas preparado preguntas interesantes o Lemmy acabará la entrevista y te echará del hotel”, así que estaba bastante nervioso. No me atreví a ir solo, así que le pedí a la chica con la que estaba en ese entonces que me acompañara. Intenté ser inteligente, así que me acerqué a él y dije, “Lemmy, soy un gran fan de tu música, pero creo que tus letras podrían ser mejores”. Sí, intentaba ser un sabelotodo. Él me observó de manera incómoda y dijo, “¿Qué? ¿Siquiera entiendes mis letras?”… a lo que yo respondí “Sí, eh… yo escucho a RUSH y creo que tienen mejores letras”. Cuando comencé a balbucear, él dijo, “Siéntate idiota, iré por el diario y te haré un par de preguntas sobre la vida daria, para comprobar si sabes algo”. Lo único que podía hacer era sentarme ahí como un tonto mientras él me bombardeaba con preguntas políticas del diario, no tenía respuestas para nada.

Después, Lemmy agarró a la novia de Götz, la lanzó al piso, y, cito, “le hizo cosquillas por 10 minutos”. Después, al escuchar la cinta de la entrevista intentando encontrar material decente, Götz se dio cuenta que la mayoría del material consistía de él siendo retóricamente torpedeado por el quiz político de Kilmister, y sonidos de su novia riéndose histéricamente por las cosquillas.

– Después de la entrevista, antes de irnos del hotel, mi novia me dijo, “Ohhh, Lemmy es un buen tipo – no es tan malo como creías, ¡es tan gracioso! Me gustaría pasar la noche con él y tomar una copa.” De alguna manera, Lemmy se sintió mal por mí y dijo, “Bueno, puedes venir a mi habitación, quizás este idiota sepa un par de cosas sobre rock and roll”. Ese día, me ofrecieron la primera línea de cocaína de mi vida pero no me atreví a aceptar – dije que no, y eso fue todo. Bye-bye, a casa. Fui al siguiente concierto de MOTÖRHEAD, estaba tomando fotos en el área de fotógrafos con mi pequeña camarita cuando él me vio y dijo, “Esta próxima canción está dedicada al tipo gordo de Metal Hammer, se llama ‘No Class'”. Hizo eso unas 3 veces, pero siempre me acercaba a él cuando había una entrevista en el hotel. A pesar de que siempre que lo veía me cagaba en los pantalones, intentaba lograr que Lemmy me respetase.

Y luego sucedió la entrevista en Los Angeles, programada en la residencia Kilmister. Aparte del artículo de Rock Hard, también se suponía que la entrevista incluiría un vídeo, así que llevaron a un equipo de cámaras. Götz y su equipo arrivaron a la hora del almuerzo y tocaron el timbre.

– Abrió la puerta y gruñó, “¡¿Cómo pueden venir a mediodía?! ¡Acabo de despertar! No quiero hacer esta mierda.” Nosotros dijimos, “Lemmy, ¿quieres que volvamos mañana? y él dijo, “2 de ustedes se pueden quedar – ¡el resto que se vaya a la mierda!”. Así que persiguió a los otros tipos hasta alejarlos y nos invitó a pasar a mí y a mi amigo. Nos sentamos en su sala de estar, seguía estando nervioso así que dije: “Lemmy, tengo drogas. ¿Quieres anfetaminas?”. Me preguntó de dónde las había sacado y le dije que las traje desde Alemania. “¡Olvida esa mierda, tengo algo mejor! Pero si no estás acostumbrado a esto, no te daré nada”. Claro, yo aún recordaba lo que pasó en la primera entrevista, así que me hice el duro y dije “Lemmy, por favor dame lo que tengas. Lo probaré”. Él me dio una línea y yo pensé que eran anfetaminas de mejor calidad – no sabía que era cristal.

La substancia que Götz acababa de ingerir a través de su cavidad nasal es llamada metanfetamina, un estimulante del sistema nervioso central de una variedad altamente potente. Aunque el compuesto tiene usos medicinales, rara vez es prescrito dada su severa neurotoxicidad y potencial adictividad. En la segunda guerra mundial, los hombres enlistados recibían píldoras de metanfetaminas – tras algo de evaluación, se descubrió que las píldoras mejoraban la capacidad de combate de los soldados, pero luego los dejaba incapaces de funcionar propiamente por varios días después.

– Esnifé esa cosa y empecé a volar de inmediato, fue la mejor sensación – estuvimos hablando por 3 o 4 horas – la entrevista no terminaba. Me enseñó fotos de sus ex novias y me dijo, “Esta chica me dejó por mis verrugas, esta porque era muy viejo, y esta dijo que no era bueno en la cama”, o lo que sea. Incluso se puso a llorar en la entrevista y yo dije, “Esto es fantástico, ¡es el mejor día de mi vida! Lemmy, ¿me das otra línea?” Y él dijo, “Te lo dije Götz, no puedes con esto – no te daré más”.

No siendo alguien fácilmente intimidado por los vuelos celestiales químicamente inducidos, Götz rogó hasta que Lemmy le concedió otra dósis.

– Tomé la segunda línea y perdí el control del habla. Ya no podía hablar, sólo estaba volando. Estaba ahí sentado volando cuando pensé, “¡Esto es excelente! Él no para de hablar y lo tengo todo grabado, me siento como el rey del mundo.” Luego él dijo, “Götz, ¿dónde está tu amigo?” Me encogí de hombros, señalando que no sabía. Así que Lemmy se levantó y fue al baño. Cuando regresó se estaba ríendo y dijo, “Tu amigo está en frente del espejo del baño con mi bajo sobre sus hombros fingiendo ser yo.” Pero él no le quitó el bajo, sólo lo dejó ahí. Es decir, ¿qué tan genial es eso?

Unos 20 minutos después, hubo un golpe en la puerta. Ahí yacían dos chicas alemanas que Lemmy había conocido en la gira.

Lemmy dijo, “La entrevista se acabó, ya no quiero seguir hablando – aquí hay dos chicas y nos vamos al Rainbow, puedes venir si quieres.” Claro que dijimos que sí y llegamos al Rainbow, y ahí quedé inconsciente. No sé qué es lo que hice ahí, pero al día siguiente me levanté en un hotel al otro extremo de la ciudad junto a 7 personas que nunca antes había visto. No tenía nada de dinero y mi amigo, cuyo nombre es Fleisch, estaba tirado en la bañera completamente desnudo excepto por sus botas de vaquero. Él era la única persona que conocía, me sentía como mierda. Pasaron 2 o 3 días antes de que me sintiera remotamente normal. Esa fue la primera y última vez, nunca más lo volveré a probar. Y él tomaba esa cosa todos los días. Sabes, en algunas de sus letras él menciona la metanfetamina cristal – como en la canción “America” en “Iron Fist”. Creo que era algo que muchas estrellas del rock consumían en ese entonces, hablamos de comienzos de los 90’s, cuando “March or Die” había sido lanzado.

Una vez la resaca de metanfetaminas había pasado, el asunto resultó haber valido la pena – no sólo habían reunido dos largos artículos, sino que el día después Lemmy se hizo más amigable y empezó a respetar a Götz.

– Uno de los mejores cumplidos que jamás recibí en mi vida fue cuando me reuní con él después de que escribió su biografía en 2002. Yo dije, “Lemmy, leí tu libro dos veces y me hizo llorar”. Él dijo, “Lo siento Götz, ¡no fue mi intención!” – le dije que no se burlara de mi porque lo decía en serio. “En verdad me hizo llorar, porque la forma en que manejas la auto-compasión es fantástica, desearía poder hacer eso”, y luego tuvimos una larga conversación y hablamos de cosas intensamente personales. Como mi padre, el cual se suicidó, era un nazi y coleccionaba memorabilia del Tercer Reich, cosas que le di a Lemmy porque no sabía qué hacer con ellas. Así que la conversación se puso muy personal y él me dijo, “Bueno Götz, recuerdo la primera entrevista que hiciste; eras el mayor idiota que jamás había conocido, no habría apostado 5 dólares a que te volvería a ver el próximo año pero siempre lo hiciste, y ahora te respeto”, y me abrazó y ese fue genuinamente el mejor cumplido que jamás he recibido.

 

Yo me obsesioné con el black metal a mediados de mi adolescencia, así que no tengo una perspectiva objetiva al respecto. Dado que Götz ya era un metalero adulto cuando el black metal emergió, y también estaba en la posición única de estar en el mundo del metal mainstream mientras mantenía un pie en el underground, me pregunto cómo fue la emergencia de la segunda oleada de black metal desde su perspectiva.

– La primera ola fue algo que siempre adoré y de lo que hice parte – HELLHAMMER, SODOM y todas esas bandas, MERCYFUL FATE también, claro. Luego llegó MAYHEM entre la primera y segunda oleada y ellos también eran geniales, nos gustaban bastante. Pero cuando la segunda oleada relamente comenzó con todas las bandas noruegas influenciadas por MAYHEM que querían ser más provocativas que Euronymous… creo que carecían de respeto por los originadores. Hablaban mierda de VENOM y de MERCYFUL FATE y los acusaban de ser posers que no hablaban en serio sobre sus letras. Yo les decía, “Váyanse a la mierda, no saben de lo que están hablando. Sólo son mocosos que no respetan a los que empezaron con esto”.

Götz dice que, esencialmente, estas bandas se comportaban como él lo hizo en esa primera entrevista con Lemmy.

– Probablemente sólo querían sentirse más grandes y más adultos de lo que realmente eran, dudo que hablaran en serio, pero muchos actuaban de una manera estúpida. Todos amaban el primer álbum de DARKTHRONE, pero su segundo álbum era considerado un chiste en ese entonces. Yo pensé que sólo lo hicieron para verse geniales, que no había nada de sustancia. En cuanto a BATHORY… aún tengo mi cabra amarilla y adoro a BATHORY, pero cuando conocí a Quorthon le dije que era un gran fan, pero que debería admitir que VENOM inspiró todo lo que hizo. Al igual que Tom Warrior (HELLHAMMER) y Tom Angelripper lo hicieron. Quorthon me dijo, “Nunca he escuchado a VENOM en mi vida, no sé de que hablas”. Es decir, todo – el nombre de la banda, la portada del álbum, toda la imagen – todo fue influenciado por VENOM. Completamente. Seguía pensando que era buena música, pero me disgustó que no admitiese de dónde venían sus influencias. Y luego descubrió MANOWAR con “Into Glory Ride” y “Hail to England”.

Götz argumenta que añadir a MANOWAR junto a las influencias de VENOM fue lo que nos dio al BATHORY épico.

– Mencioné esto cuando me reuní con él una segunda vez, “Aún me encanta lo que haces y me gustan las influencias de MANOWAR, la perspectiva épica”… Es decir, vamos – “Bridge of Death”, Quorthon básicamente hizo de esa canción un álbum entero. Él me dijo que tampoco había escuchado a MANOWAR, que se consideraba más fan de Gene Simmons y que realmente le gustaba el rollo de las estrellas de rock. También desmeritaba a las bandas alemanas. Se suponía que Quorthon haría una colaboración con Chris Witchhunter (SODOM), pero no funcionó porque él no podía tocar la guitarra y Witchhunter no podía tocar la batería. También lo intentó con alguien de DESTRUCTION pero fue un desastre. Luego dijo, “Esos idiotas alemanes no pueden tocar – lo intenté pero es imposible armar una banda. Sólo hay idiotas allá.”

Los alemanes en cuestión eran todos de la misma generación, y la mayoría comenzó con Metal Maniacs Germany, así que cuando Quorthon los atacó en entrevistas, Götz de puso del lado de sus viejos amigos.

– Así que en parte es a causa de BATHORY, y en parte es la culpa de gente como Fenriz, Samoth, Abbath, Demonaz, y la gente que pretendía ser genial. Pero cuando los conocí en persona, descubrimos que éramos como hermanos. Esa gente era justo como nosotros, y por supuesto que me cayeron bien instantáneamente. Eran iguales a nosotros, y ahora soy un gran fan del black metal. Después de conocer a esa gente, me di cuenta que lo que ellos habían hecho era exactamente lo que nosotros hicimos con Metal Maniacs Germany y subsecuentemente Rock Hard – los escandinavos construyeron su propio mundo con sus propias leyes. Y los códigos de vestimenta; no te podías acercar a uno de ellos sin un cinturón de balas – eso es brillante, es excelente, me encanta. Por cierto, para el Rock Hard Festival propuse imprimir en los boletos del festival un anuncio; los que se presenten con una camiseta de METALLICA pagan 5 euros extra, los que se presenten con un cinturón de balas pagan 5 euros menos. Rechazaron mi propuesta.

Recuerdo haber leído una entrevista con el líder de una banda clásica de Estocolmo en la cual él mencionaba que alrededor del ’94, el interés por el death metal en Europa había mermado notablemente, y que habían empezado a surgir lo que él llamaba psicópatas hoscos y vestidos de negro que se tomaban demasiado en serio a sí mismos. Me pregunto hasta qué punto esto influenció el paisaje del metal.

– Creo que cambió muchas cosas. Al principio, los problemas entre nosotros dieron luz a algunas revistas, como Ablaze Magazin, por ejemplo. En ese entonces, Ablaze fue fundado como una oposición a Rock Hard y en la actualidad entiendo por qué fue así – ahora me uní al club, por así decirlo. Comercialmente hablando, todo cambió con DIMMU BORGIR y CRADLE OF FILTH. Aunque claro, no nos gustan esas bandas pero contribuían bastante en cuanto a darle un lugar al black metal en una escala comercial. Las revistas de fans underground obviamente ayudaron bastante, y creo que algunos festivales también.

Intenté verificar esto pero no pude encontrar nada en internet – ¿pero Century Media no fue allanado por la policía a causa de “Ceremony of Opposites” de SAMAEL?

– Es verdad. Tenían una gira programada en ese entonces, no fue sólo a causa del álbum, sino por una camiseta también. Creo que decía algo así como “crucifica a Jesús otra vez” en la espalda. Hoy en día la gente se reiría de algo así, pero esa camiseta junto al nombre SAMAEL causaba serios problemas en Alemania, a causa de eso los vetaron. Y la camiseta de CRADLE OF FILTH que dice “Jesús es un hijo de puta”, esa también fue vetada. Es gracioso, pero dile algo así a una abuela religiosa de Bavaria y tendrás problemas.

He notado que Deaf Forever no es apreciado unánimemente en el underground alemán contemporáneo. Recuerdo haber recibido agitadas quejas teutonas cuando publiqué mi artículo de ATLANTEAN KODEX a causa de la asociación con el ya mencionado guitarrista Manuel Trummer, dada su asocación con Deaf Forever. Incluso hubo una banda con la que estaba asegurando una entrevista, la cual se indignó a tal grado por este hecho que amenazaron con no concederla.

– Eso ha cambiado en tiempos recientes. La gente sabe que Deaf Forever es hecho por y para fans – no hay un solo “periodista” entre nosotros, sólo somos fans. Creo que aprecian eso. En la nueva edición tenemos una entrevista con ABIGOR de Austria, sólo hicieron una entrevista por país y eligieron a Deaf Forever entre las opciones alemanas, lo cual fue genial. Es decir, son una banda bastante radical como sabes. También tenemos artículos extensos sobre ASCENSION – su álbum nuevo es asombroso, así que hoy en día la mayoría de esas personas son nuestros amigos así que ya no es un problema. Quizás la gente de la escena de la extrema derecha nos odia, pero no por razones musicales, sino políticas. Pero ciertamente tenemos enemigos, quizás hemos desmeritado sus álbums en una reseña o nos reímos de ellos o destruímos a sus ídolos con preguntas estúpidas. Nunca sabré por qué.

 

¿Alguna vez recibiste quejas cara a cara?

Sí, pero las cosas siempre terminan bien cuando la gente me confronta sobre ese tipo de cosas – siempre terminamos tomando algo juntos. Es decir, ¡hoy en día incluso puedo tomar una cerveza con Pelle (Forsberg, WATAIN)! No es un problema la verdad. Pero cuando la gente actúa con cobardía y atacan por detrás, lo que ha pasado un par de veces ya, es otro team. Si eso pasa, ya no estoy dispuesto a hablarlo. Me he metido en peleas con idiotas y con cobardes, lo cual un par de veces terminó en el hospital – para ambas partes.

Desde que he estado en el metal underground, la gente siempre ha proclamado la escena actual como muerta, o merecedora de morir. Hoy, la gente dice que el black metal solía ser mejor en los días ortodoxos-mileniales. Antes, todos decían que elblack metal había muerto en 1993. Al leer entrevistas con Euronymous tan tempranas como 1991, lo mismo. Si vamos aún más atrás, podemos encontrar peleas entre BATHORY y CELTIC FROST; ni siquiera cuando hay 5 bandas en la escena puede haber paz, es hilarante. Dado que Götz tiene una década de ventaja sobre mí en este tema, tengo curiosidad por qué consideraría él como la época dorada del metal underground.

– Diría que ahora, de hecho, pero quizás sea porque estamos eufóricos por Deaf Forever. Creo que la época actual es bastante genial para el metal – muchas grandes bandas y festivales, muchas buenas personas que saben de música y que son genuinos. La edición con Erik Danielsson (WATAIN) en la portada, con nuestro artículo sobre la escena del black metal desde el año 2000, fue muy popular y eso se debe a que muchas grandes bandas han comenzado. Muchas bandas actuales se toman su arte más en serio que los tipos de los 90’s, especialmente en Suecia. La escena sueca es muy genuina con todo lo que hacen, no tengo que decírtelo. No sólo ahí, la escena alemana y la australia, incluso en Estados Unidos está mejorando el panorama. Creo que la actualidad está en el mismo nivel que la mejor parte de los 80’s, y lo digo honestamente, no porque quiera estar actualizado con los tiempos ni nada por el estilo. Disfruto mucho la época actual. Compro álbums nuevos casi todos los días, no hacía eso en los 90’s. En ese entonces había quizás un gran álbum por mes; un álbum al mes que te ayudaba a superar un año entero de la pesadilla grunge. Sólo había un “Painkiller” por cada 20 álbums de crossover de pésima calidad, y ahora es al revés.

Suelo preguntarme si la gente que se obsesiona con el pasado del metal están altamente desatisfechos con su existencia actual hasta el punto de revolcarse en su nostalgia con el motivo de atenuar su dolor. Para alguien que no está particularmente feliz con su situación de vida, alabar álbums asociados con sus días de existencias menos estresantes podría proveer un alivio temporal.

– Quizás esas personas están viejas, o quizás perdieron la conexión, o sus vidas cambiaron demasiado. Escucha el nuevo álbum de ASCENSION o el nuevo de SOLSTICE – ¿cómo no te pueden gustar si eres un fan del metal? Es imposible. ¡Incluso el nuvo álbum de JUDAS PRIEST es bueno! No es otro “Defenders of the Faith”, todos lo sabemos, pero no está mal. Y nunca pensé que podrían sacar otro buen álbum.

Hablando de lo cual, tengo curiosidad por si Götz tiene alguna opinión sobre la repulsiva tendencia por parte de los antiguos titanes de chuparle hasta la última gota de sangre a sus fans con el sin fin de giras de despedida. SCORPIONS obviamente es el mayor ejemplo. KISS ni siquiera merecen ser mencionados. Fui al Sweden Rock Festival en 2011 y vi el “último concierto sueco” de JUDAS PRIEST. Han tocado aquí muchas veces más desde entonces. Cuando MÖTLEY CRÜE tocó su último concierto sueco en Sweden Rock – en su gira de despedida de 2015 – no sólo tocaron terriblemente mal, sino también anunciaron sus intenciones de volver a tocar en Suecia a finales del mismo año. Es el puto colmo. Mucha gente había viajado desde todo el país para verlos en vivo por una última ocasión. La última gira de MANOWAR también pasó por aquí el año pasado, 120 euros por un boleto normal.

– Increíble. ¿120 euros? Eso demuestra la clase de banda que son. Estoy de acuerdo contigo y creo que es estúpido. Yo veo a IRON MAIDEN cada año cuando vienen, más que nada porque quiero conocer a los fans de verdad – ya sabes, el círculo de la gente MAIDENJonas, Erik, Pelle, todos los que siguen a la banda. Pero no querría ver a Ozzy hoy en día, no querría ver a PRIEST y definitivamente no querría ver a METALLICA – aunque estos últimos ni siquiera han fingido su separación, lo que es una pena. Espero que anuncien su gira de despedida pronto. No me malentiendas, soy un gran fan de sus primeros cuatro álbums, METALLICA pudo haber sido el nuevo MAIDEN, pero traicionaron todo. Así que no me importan esos conciertos de despedida. No iría a ninguno, y si alguien es tan estúpido para pagar 120 euros para ver a una banda que sólo toca 50% en vivo… eh, no lo sé.

Es interesante ponderar sobre qué le pasará a géneros como el rock mainstream y el metal una vez los reyes restantes abdiquen. Parece poco probable que el metal jamás vuelva a ese nivel de popularidad.

– Lo dudo, pero al mismo tiempo – no me importa, no afecta a la música que amamos. Ya no hago parte de ese circo, y si ese mundo colapsa – ya era hora. Si Wacken ya no saben qué banda poner de cabeza de cartel, no me importa una mierda. Aún así, sé que si combinas a toda la gente underground de Alemania – aquellos que van a Chaos Descends, Keep It True, Acherontic Arts o lo que sea – tendrías a unos 20,000 metaleros. Nosotros vendemos unas 15,000 copias de la revista y probablemente sea leída por unos más que no la compran, así que creo que aún quedan unos 20,000 que siguen siendo metaleros de verdad y que saben lo que hacen. Y la vida sigue.